Inicio » Política en Benidorm » Navarro garantiza la gobernabilidad de Benidorm

Navarro garantiza la gobernabilidad de Benidorm

El alcalde de Benidorm, Agustín Navarro, asegura que está garantizada la gobernabilidad de la ciudad tras el abandono de Juan Ángel Ferrer del equipo de Gobierno, y matizó que “es así gracias a un pacto firme con los Liberales, ratificado por Gema Amor y sus dos compañeros de partido”. Navarro afirmó que “se va a seguir gobernando de forma sólida”, y aseveró que todos los proyectos que hay encima de la mesa se materializarán dentro de poco”. Estas declaraciones las ha realizado el primer edil acompañado del portavoz del equipo de Gobierno, Conrado Hernández, y del Secretario Local del Grupo Municipal Socialista, Rubén Martínez.

“Todo sigue como seguía pero con uno menos”. Así definía el alcalde la situación actual, al tiempo que explicó que tras el abandono de Ferrer la Concejalía de Aperturas, volverá a integrarse al área de Comercio, “por lo que ahora la llevará el edil Conrado Hernández”. Según palabras del primer edil Natalia Guijarro será la nueva segunda teniente de alcalde y Conrado Hernández pasará a ser el octavo teniente de alcalde.
Navarro ha declarado que ya está firmado el Decreto en el que se concreta que Juan Ángel Ferrer pasa a la condición de no adscrito, “y en el que se especifica que tendrá atribuciones por asistencia a órganos colegiados, que contará con un despacho en las dependencias municipales y que seguirá adscrito a las comisiones informativas, de momento”.

A las palabras de Juan Ángel Ferrer en las que hablaba de “ninguneo”, Agustín Navarro dejó claro que “nunca ha recibido un trato diferente al del resto de concejales”, y aclaró que el pacto no se hizo con la idea de “quitar competencias al Sr. Ferrer”. “Fueron muchos los concejales que perdieron concejalías, y en este equipo de Gobierno no hay concejales de primera y de segunda”, aseveró Navarro, que destacó en su discurso que “no sé qué no entendió Juan Ángel Ferrer cuando los Liberales dejaron claro que Benidorm necesitaba un gobierno estable, capaz de gobernar de forma eficiente y eficaz”.

Navarro afirmó que fueron muchos los militantes que le advirtieron que “los mirlos blancos no son buenos”, y pidió disculpas a todos los que le señalaron “que era un error fichar a personas mas interesadas en velar por sus egos e intereses personales que por la ciudad”. “Fue un error mío, porque me empeñé en creer que quien hoy es Figo, yo pensé que sería Messi”, declaró Navarro utilizando un símil futbolístico, al tiempo que deseó todas las suertes al ex compañero en su nueva andadura.

Por su parte, el portavoz del equipo de Gobierno, Conrado Hernández, explicó que lo importante es zanjar el tema Juan Ángel Ferrer y seguir trabajando porque “la ciudad no está para perder el tiempo”.

Hernández, sin embargo quiso dejar claro que Ferrer podría haber seguido trabajando por Benidorm “porque se le ofrecieron carteras como Hacienda o Bienestar Social, que rehusó”, y añadió que “todos somos iguales, estamos al servicio de unas siglas y nadie puede cuantificar cuantos votos tiene cada cual”.
El Secretario Local del Grupo Municipal Socialista, Rubén Martínez, matizó que “Juan Ángel Ferrer ha tenido la oportunidad de irse dignamente, ya que hay muchos militantes que se han partido la cara para que Benidorm tuviera un gobierno socialista y que por respeto a ellos debería haber dejado su acta de concejal y haber dejado que pasase otro compañero”.

Martínez valoró que a él le hubiera molestado más que hubiesen salido del Partido Socialista carteras como Educación, Sanidad o Servicios Sociales, “hay que ser consecuente con lo que se dice, se hace y se piensa”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *