Inicio » Turismo Benidorm » El mercado nacional limita la ocupación hotelera en Benidorm durante la primera quincena de marzo.

El mercado nacional limita la ocupación hotelera en Benidorm durante la primera quincena de marzo.

Su caída acumulada impide el saldo positivo de la ocupación a las puertas de la temporada turística.

A pesar de no ser un mal dato en el histórico (2004-2017) sí termina con la tendencia creciente que hasta ahora se había mantenido desde 2009. Incluso teniendo en cuenta que en este ejercicio se han abierto más plazas hoteleras  en este periodo que en 2016, la evolución del número total de pernoctaciones ha sido igualmente negativa. Aunque se han registrado algo más de 431.000, han supuesto un 3% que las registradas en 2016.

La causa de esta caída de la ocupación la encontramos en el comportamiento del mercado español. Los turistas nacionales vuelven a registrar una caída del 10% y su cuota de mercado se queda en el 38,9%, mientras que el turismo internacional ha superado el 61% del total del mercado. Los británicos sí continúan creciendo y ya son el principal mercado con cerca del 48% sobre todos los turistas pero su crecimiento, aunque importante, no ha sido suficiente para absorber las plazas no ocupadas por el mercado español.

Por categorías, la ocupación ha oscilado entre el 81,9% de los hoteles de 2 estrellas, pasando por 78,5% de los de tres estrellas y 74,4% de los de 4 estrellas

En opinión del presidente de HOSBEC, “el turismo nacional en invierno está tremendamente influenciado por el programa Imserso y programas similares, y su encorsetamiento a un máximo de 180.000 plazas nos impide crecer aunque hubiera demanda, que la hay. Cuando está todo vendido no hay ninguna capacidad de crecer más, y durante el invierno no se mueve otro operador que no sea el Imserso o programas igualmente deficitarios e insuficientes para la industria hotelera”. Este análisis apoya las teorías de que la reforma integral del programa no debe dilatarse mucho más y que debe estar ya en la mente de los responsables públicos.

Además, a esta circunstancia “hay que sumar una primera quincena de marzo con un tiempo bastante complicado, que no ha favorecido los desplazamientos de los mercado de proximidad”. Estos mercados de corto y medio recorrido sí han respondido bien en la festividad de San José con la práctica totalidad de las camas ocupadas en el puente festivo del año que abre las puertas de la temporada turística.

Antonio Mayor se ha referido de nuevo a la competencia desleal que viene desde las plataformas de comercialización de viviendas. “De nuevo tenemos sospechas que el alojamiento ilegal en viviendas se está quedando con esta parte de demanda que no viene a los hoteles”, ha indicado el presidente de HOSBEC. “Y esta es una realidad que si no se controla de forma estricta por las autoridades fiscales, municipales y turísticas va a tener consecuencias desastrosas para el empleo y la economía turística”.

Sobre el mercado británico, siguen despejándose algunos de los interrogantes sobre el impacto del Brexit en la actividad turística, a la que por el momento no afecta. Al cierre de febrero, el ritmo de ventas para el verano 2017 sigue manteniéndose en positivo, con un crecimiento del 10% respecto de los datos de 2016 que ya fueron muy buenos. “La gran incógnita seguirá siendo el mercado español, si continuará con esta tendencia negativa que ha registrado desde principios de año, o será un mercado que adoptará posiciones de reserva anticipada y recuperará algo del terreno perdido”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *