La portavoz de Liberales elude valorar las declaraciones de Ortiz

No hay mayor desprecio que el no hacer aprecio. La portavoz del grupo Liberales de Benidorm, Gema Amor, decidió ayer tomarse al pie de la letra este refrán y no entrar a valorar las declaraciones realizadas el martes por el presidente provincial del PP de Alicante, Miguel Ortiz. En un acto con el presidente regional, Alberto Fabra, y unos 300 cargos y militantes populares, el también alcalde de Altea afirmó que el PP «volverá a gobernar antes o después en Benidorm, pero lo haremos con nuestra gente, con los hombres y mujeres que siempre han permanecido en el PP, en los buenos y en los malos momentos», dando así por hecho que, al menos por ahora, no se contempla la posibilidad de alcanzar un pacto con el grupo de Amor, que en abril de 2011 abandonó la presidencia del PP y su acta de concejal para concurrir a las municipales de mayo en solitario.
Ayer, Gema Amor fue clara y concisa: «Sus declaraciones me parecen perfectas, pero yo prefiero no opinar sobre cuestiones internas de otro partido distinto al mío», manifestó. Y no quiso agregar más comentarios.

El cambio de postura de la portavoz liberal se produce una semana después de que, en declaraciones a una emisora de Alicante, Amor se mostrara extrañada por el hecho de que Alberto Fabra, que en su día sí negoció para evitar su salida del PP, no hubiera mediado ahora para propiciar un acuerdo con el que desbancar al PSOE de la Alcaldía de Benidorm. La causa de este cambio podría estribar en la distancia marcada anteayer por el propio Miguel Ortiz, que en su día estuvo alistado junto con Amor en el sector ripollista del PP de Alicante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *